Los secretos del montaje Doodling, infalible para basses profundos

Los secretos del montaje Doodling, infalible para basses profundos

Los secretos del montaje Doodling, infalible para basses profundos

por 17 de noviembre de 2016 0 comments

Los grandes pescadores profesionales de bass del circuito norteamericano, siempre andan tras la búsqueda de cualquier mejora o innovación que, durante las duras competiciones en las que participan, pueden hacer que la balanza se decante a su favor y poder así alzarse con importantes triunfos.

Una de estas “innovaciones” en el mundo de la pesca del bass vino de la mano de un maestro de la pesca con pequeños señuelos o “finesse” llamado Don Iovino y, al saberse, no fueron pocos los pescadores profesionales que se acercaron a Iovino, nada más enterarse de lo efectiva que era esta nueva técnica, para aprender los secretos del “doodling”. Secretos que vamos a intentar revelar en este artículo.

¿Qué es el montaje Doodling?

Don Iovino creador del montaje doodlingEl origen de esta técnica, que como hemos dicho, se atribuye a Don Iovino, hay que buscarlo en los lagos de California donde este pescador habitualmente pesca. Se trata de embalses y lagos de aguas cristalinas y con escasas coberturas donde los basses se encuentran suspendidos en profundidades que pueden sobrepasar los 6 u 8 metros. Debido a lo difíciles que se muestran los peces en estas aguas, este pescador norteamericano consiguió, después de analizar la situación y realizar varias pruebas, dar con un método que le empezó a reportar capturas allá donde otras técnicas consagradas fracasaron.

Pero ¿Qué es el “montaje doodling” en realidad? Pues algo tan sencillo como una variante del archiconocido montaje “Texas”, adaptado a señuelos más pequeños de los que se suelen emplear con este montaje y al que se le añade una perla de plástico o cerámica entre el plomo y el anzuelo y que constituye la verdadera clave de este montaje.

Elementos básicos del montaje “doodling”.

Dejando de lado elementos como la caña, carrete o hilos, puesto que se trata de instrumentos y equipo que cada uno puede utilizar según sus propios gustos, hablaremos a continuación de los elementos básicos para realizar este montaje.

Plomos:

Utilizaremos los típicos plomos con forma de bala que utilizamos normalmente para el montaje “Texas” pero buscando siempre los que posean un tamaño y un peso menor, en torno a 3/16 o 1/16 onzas dependiendo de la profundidad donde los vayamos a utilizar.

Anzuelos:

También utilizaremos los tamaños más pequeños ya que, de lo contrario, restaríamos realismo y movimientos al señuelo. Por lo tanto, nos decantaremos por anzuelos del 1/0.

Señuelos de vinilo:

Usaremos señuelos de pequeñas dimensiones, alrededor de unas 4 pulgadas. Principalmente se emplean par este montaje señuelos que imiten a lombrices pero otras imitaciones como grubs, cangrejos y salamandras de pequeñas dimensiones así como peces tipo shad de medidas reducidas.

vinilos de 4 pulgadas para montaje “doodling”.

Perlas:

Este es el elemento clave de este montaje. Podemos adquirirlas en tiendas especializadas de pesca o, si queremos que nos resulten realmente baratas, comprar cuentas de collar en pasamanerías o en tiendas de “todo a cien” ya que en estos establecimientos tienen multitud de formas, tamaños y colores para nuestras perlas. Eso sí, elegiremos aquellas cuyo tamaño sea acorde tanto con el plomo como con el anzuelo que vayamos a emplear.

¿Como es la técnica de pesca para el montaje doodling?

La pesca con el montaje “doodling” es una pesca casi vertical, cuya técnica consiste en dejar caer nuestro señuelo en lugares profundos y, preferiblemente, con fondos formados por rocas donde se encuentran los basses, por ejemplo en situaciones de baja o muy alta temperatura del agua, es decir, en días de invierno o en días de verano en las horas centrales.

Una vez nuestro señuelo haya llegado al fondo, lo levantaremos dando golpes de muñeca. Este movimiento provocará que la perlita ubicada entre el plano y el anzuelo produzca un ruido parecido al que hacen los rattles en ciertos cranckbaits y que provocará que los basses se sientan atraídos por ese ruidito y cuando descubran lo que lo provoca lo engullirán.

Clavar al bass en profundidades altas.

Pescar en profundidades que en muchos casos superarán los 8 y 10 metros no es una tarea fácil, porque las picadas no serán tan francas y tan fáciles de detectar como en zonas más someras ya que cuando un bass ataque nuestro señuelo a esa profundidad, lo hará de manera muy sutil y, por tanto, deberemos estar especialmente concentrados para detectar que algo ocurre al otro lado de nuestra línea y clavar.

Suerte con el montaje Doodling!!

Más artículos interesantes

El coto de Fortaleny: Basses y carpas a un paso de Valencia
visitas 1.021
El río Júcar, Xuquer en valenciano, es uno de esos cursos de agua que más pesca ofrece al pescador de la Comunitat Valenciana. Durante su trayectoria,...
Los señuelos blandos indispensables para pescar basses de orilla
visitas 1.957
Si en el artículo anterior sobre Señuelos indispensables para la pesca de black basses, dimos cuenta de los señuelos duros indispensables para todo pe...
¿Porque los señuelos buzzers, irrita tanto a los black basses?
visitas 2.693
Hay ocasiones en las cuales parece que los black basses han desaparecido como por arte de magia, de los escenarios donde solemos pescarlos. Lugares qu...
El montaje doble zulú. El arma secreta de los pescadores profesionales del bass
visitas 3.055
La pesca del bass en EE.UU. mueve millones de dólares y el circuito de competiciones que se realiza en este país hace que muchos pescadores opten por ...

No hay comentarios todavía

Participa en la conversación

No hay comentarios.

Anímate y se tú el que comience los comentarios de este artículo.

Tus datos estarán seguros!Tu cuenta email y datos no serán publicados, ni compartidos con terceros.