La pesca de la madrilla, para iniciarse en la pesca continental

La pesca de la madrilla, para iniciarse en la pesca continental

por 20 de abril de 2015 0 comments

Empezar con la pesca de la madrilla es ideal para iniciarse en la pesca continental. En muchas ocasiones me han comentado personas que han intentado iniciarse en el mundo de la pesca deportiva, que han desistido en su empeño tras apenas unas jornadas debido a la falta de resultados en forma de picadas y, lógicamente, de peces.

[blockquote style=”2"]En todos estos casos siempre he preguntado lo mismo: que tipo de pez ha sido el objetivo principal en esas salidas de pesca fallidas. Y sus respuestas han causado en mi mente cierto asombro pero me ha permitido sacar conclusiones interesantes.[/[/blockquote]p>

iniciandose-en-la-pesca-continental

Lucios, black bass, truchas o grandes carpas suelen ser el objeto de estos pescadores novatos en aguas continentales, lo cual es algo arriesgado puesto que, si bien no es imposible, se tratan de especies difíciles de engañar si no se poseen unos conocimientos básicos y cierta práctica en esto de la pesca.

Y, no nos engañemos, el éxito de un pescador no se debe a tener un mejor equipo o llevar los últimos adelantos que las marcas de material de pesca ofrecen. Tan poco se puede achacar a la excusa de tener más suerte que otros. La verdadera técnica, lo que distingue a los buenos pescadores de los no tan buenos es, simple y llanamente, la experiencia acumulada durante años a pie de río.

Por eso, aunque pueda parecer una tontería, es importante empezar por especies que no puedan parecer tan prestigiosas como las anteriormente citadas pero que puedan contribuir, aunque sea solo al principio de nuestro camino como pescadores deportivos, a ir sumando pequeños éxitos que vayan “enganchándonos” a este deporte.

La pesca de la madrilla: escuela de pescadores.

La madrilla (Chondstroma toxostoma) es un peque que no parece a priori muy atractivo a los ojos de un pescador. Puede que sea por su tamaño reducido, en casos excepcionales llegará al medio kilo de peso, o tal vez porque comparte hábitat con otras especies más glamourosas como el barbo o la trucha. Pero, no obstante, es un pez que, aparte de alegrarnos jornadas condenadas al fracaso, puede ser un espléndido entrenamiento que vaya depurando poco a poco nuestra técnica.

Hábitat, costumbres y comportamiento.

La madrilla habita en zonas de aguas corrientes y bien oxigenadas, aunque también es posible encontrarla en zonas de aguas tranquilas como embalses.

Dentro de estos escenarios, nuestro pez suele situarse en tramos de fondos rocosos o de gravilla, donde el agua corriente forma remansos y pozas, formando bancos poblados por bastantes ejemplares.

En cuanto a su alimentación, este miembro de la familia de los ciprínidos es omnívoro y basa su dieta principalmente en gusanos y larvas acuáticas, insectos, pequeños crustáceos y otros alimentos como pequeñas porciones de frutos, ovas o musgo e incluso diminutos alevines.

pesca de la madrilla

Una pesca fácil y divertida.

Por regla general, para la pesca de la madrilla se utilizarán ligerísimos aparejos tanto de coup o boloñesa así como el empleo de la pesca a fondo con cañas muy sensibles y plomadas lo más livianas posible.

Debido al tamaño comedido de este pez, utilizaremos anzuelos más bien pequeños, sobre el número 10 ó 12, que cubriremos con pequeñas porciones de lombriz de tierra o utilizaremos pequeños asticots o gusarapas acuáticas como el canutillo.

También es muy efectivo el empleo de masillas hechas a base de pan y harina.

Aunque no es un pez que pueda llamar la atención a la mayoría de los pescadores, la madrilla también es perfecta para romper la mano con otras técnicas como, por ejemplo, la pesca a mosca ya que, al alimentarse también de pequeños insectos voladores, la madrilla dará la cara ante imitaciones de moscas por lo que representará un buen aprendizaje a los pescadores principiantes a mosca o incluso servirá de entrenamiento a aquellos aficionados a la pesca con mosca de la trucha que, por diversos motivos, residan lejos de ríos trucheros.

Más artículos interesantes

Utilización del freno del carrete en la pesca a inglesa
visitas 472
La manera adecuada de regular el freno del carrete en la pesca inglesa, para peces de un tamaño que te hagan necesario el uso del mismo para sujetar, ...
La tenca, la reina de los ciprínidos en el verano extremeño
visitas 315
En esta revista hablamos mucho de la Carpa, y no nos faltan razones. Su abundancia, tamaño y bravura la hace especial y atrae a miles de pescadores ah...
La mejor caña para pescar barbos a la ova
visitas 965
El título de este artículo es, sin duda, un tanto excesivo, pues no hay caña perfecta o ideal para ningún tipo de pesca, ya que, ni todos los pescador...
Vídeo de pesca: reos con cebo natural
visitas 549
Ya está aquí. Desde mayo hasta finales de julio es la época de pesca de los reos. Un pez muy agradecido, que entra bien con cucharilla, que se benefic...

No hay comentarios todavía

Participa en la conversación

No hay comentarios.

Anímate y se tú el que comience los comentarios de este artículo.

Tus datos estarán seguros!Tu cuenta email y datos no serán publicados, ni compartidos con terceros.