Señuelos artificiales, magia en las manos

Señuelos artificiales, magia en las manos

Señuelos artificiales, magia en las manos

por 24 de abril de 2013 7 comments

Sin lugar a dudas, la pesca con señuelos artificiales ha evolucionado tan notoriamente de un tiempo a esta parte que ningún aspecto que la atañe ha quedado huérfano de padecer un severo retoque. De este modo, las viejas y pesadas cañas de pesca, así como los lentos carretes, se han visto reemplazados por refinados y novedosos diseños carentes de peso que, al mismo tiempo, aúnan ligereza y potencia, mientras que, por su parte, los señuelos artificiales han conocido una nueva dimensión tanto en lo que respecta a su concepción como en sus acabados.

Señuelos artificiales, magia en las manos

Y es que casi parece extraño pensar que hasta hace nada trotábamos por las piedras provistos de apenas un puñado de engaños revestidos con discretas imprimaciones y carentes de los múltiples avances que algunos disponen en la actualidad. Es más, a buen seguro que alguno de vosotros incluso se habrá preguntado cómo es posible que hayamos podido vivir sin ellos.

Al milímetro

A poco que echéis un vistazo en Internet, os toparéis con numerosas fotos de estudio en las que innovadores señuelos artificiales portan estampados más encaminados a figurar en una película espacial que para pescar, lo que pone de manifiesto que el nivel de ingenio y de maestría de sus creadores circula parejo a un imparable progreso técnico. Pliegues en las agallas definidos al milímetro, líneas laterales bien marcadas, así como ojos espetellados o de aspecto feroz, son tan sólo algunos de los rasgos que se plasman en los artificiales de último alarido, los cuales casi siempre provienen del Imperio del Sol Naciente.

Señuelos artificiales, magia en las manos

En teoría, dichos detalles van encaminados a la pesca del pez, un dato que puede tener su trascendencia cuando se prueba suerte en aguas muy claras o sometidas a mucha presión, y donde es preciso ofrecer un bocado que semeje realmente las trazas del alimento favorito de nuestro adversario. Y es que la llegada de las resinas ABS al mercado ha supuesto una auténtica revolución en la construcción de estos engendros, permitiendo ofrecer auténticas réplicas de la fauna marina.

Suma y sigue

El descubrimiento y la utilización de nuevos ingredientes para elaborar señuelos artificiales permiten ofrecer un producto más liviano, sin que tal circunstancia vaya en menoscabo de su fortaleza y prestaciones, las cuales, por su parte, han sido ampliamente mejoradas al mismo tiempo.

De este modo, pistones de tungsteno recorriendo el interior del cuerpo a modo de sistema potenciador del lance, debidamente aderezados con una certera colocación de chapas equilibradoras, y un conveniente esparcido de minúsculas esferas de cristal en compartimentos estratégicos que, sin apenas añadir peso, pretenden emular el ruido que genera el movimiento de un alevín, se constituyen en el punto de partida a la hora de crear auténticas maravillas de la técnica puestas al servicio del pescador más exigente. No obstante, tal grado de refinamiento de los acabados y su apurado ajuste a menudo suele conllevar que el resultado se traduzca en un precio prohibitivo, cuestión que por otra parte podremos encajar, siempre y cuando la adquisición tenga sentido y no lo sea por mero capricho.

Al gusto del consumidor

La pesca con artificial es una disciplina que puede encararse con toda suerte de equipos, pero, en cualquier caso, tened por seguro que un señuelo destartalado de apenas unos céntimos puede ser tanto o más pescador que otro rimbombante que cueste varias docenas de euros.

Por tal motivo, aun cuando los acabados nos tienten, es necesario hacer examen de conciencia y preguntarnos si resultarán válidos para nuestra zona. Ahora bien, actuar con tamaña responsabilidad cuando tenemos uno de estos prodigios en la mano y su fulgor nos va anulando paulatinamente los sentidos, no es precisamente tarea fácil.

Señuelos artificiales, magia en las manos

A decir verdad, qué duda cabe que la construcción de ciertos señuelos llega a adquirir carácter de auténtico arte merced a la reunión de tantos pequeños detalles en apenas un puñado de centímetros, los cuales, al mismo tiempo, interactúan para poner en jaque el instinto del pez.

Un señuelo destartalado de apenas unos céntimos puede ser tanto o más pescador que otro rimbombante.

Obviamente, habrá quien estime que gastar tanto dinero en cosas tan simples es una absoluta barbaridad, pero, como en la vida misma, todo es relativo, pues lo mismo hay quienes son incapaces de renunciar a, por ejemplo, ir al fútbol aunque eso les cueste un potosí, mientras que otros gastan lo indecible en divertimentos de lo más peregrinos.

No se puede pretender que un profano comprenda la raíz de nuestros dispendios, pero si ya el mero hecho de poder contemplar estas maravillas bien ordenadas constituye un deleite hasta para él, en la parte que nos toca, qué no haremos para contar con sus servicios.

.

Más artículos interesantes

Buscando lecturas de pesca
visitas 320
A los que vivimos con pasión la pesca nos gusta ver películas sobre las aventuras de pescadores, emocionarnos viendo cuando capturan un buen un pez, o...
¿Pescar en compañía o en solitario?: Cuestión de matices
visitas 416
La pesca es una afición que es susceptible de ser encarada desde múltiples puntos de vista. Pasión, parsimonia, avidez, desidia, curiosidad o desinter...
Las 10 famosas celebrities que también pescan
visitas 1.213
No complace ver cómo crece cada vez más el número de mujeres que se incursionan en el apasionante mundo de la pesca deportiva, y es que hoy es un hech...
¿Iniciarse en la pesca?: Toma nota de estos consejos y hábitos básicos
visitas 588
Cuando no pescaba solía afirmar que cualquiera podía pescar porque era la suerte la que lo definía todo a la hora de querer hacerse con un pez, y aunq...

7 Comentarios

Participa en la conversación
  1. Tarek
    #1 Tarek 15 agosto, 2014, 01:42

    Quiero comprar unos paseantes que paseantes son buenos

    Contesta a este comentario
  2. J. Sánchez
    #2 J. Sánchez 24 abril, 2013, 17:28

    Uy uy uy, ese colorcito SW del Dog-X.

    Que pasada.

    Saludos y buen post.

    Contesta a este comentario
  3. Josan Illescas
    #3 Josan Illescas 24 abril, 2013, 11:13

    Muchas veces estos señuelos tan “exquisitos”, amigo Carlos, son más para pescar a incautos pescadores que a los mismos peces, aunque hay que reconocer que algunos llegan a parecer, incluso, más reales que los peces a los que tratan de imitar.
    Buen artículo. Felicidades.

    Contesta a este comentario
    • Carlos Prieto
      Carlos Prieto 24 abril, 2013, 15:22

      Hola Josan:

      El aspecto estético es importantísimo para algunas firmas, sabedoras que muchos picamos como pardillos en este punto.
      No hace mucho tiempo, alguien me dijo que apenas vende cierto modelo de pez que vete a saber la de peces que ha sacado, y que muchos se fijan más en ciertos detalles superfluos, en vez de obviarlos. Si es que a veces parecemos críos, pero, ¿y lo bonitos que son?

      salu2 sala2

      Contesta a este comentario
  4. Toni Martínez
    #4 Toni Martínez 24 abril, 2013, 12:07

    Muy bueno Carlos!!!! si que es cierto que muchos de estos señuelos sirven más para pescar pescadores que peces. Pero otros…madre mía…si en tu zona de pesca es el adecuado los resultados serán tremendos. Todo en la vida es innovación!!
    Saludos!

    Contesta a este comentario
    • Carlos Prieto
      Carlos Prieto 24 abril, 2013, 15:24

      Hola Toni:

      Creo que aún quedan muchas innovaciones por ver, pese a que creamos que el manantial está agotado… pero sabes que también se vende mucho humo. Ahora bien… ¿cómo acertar con lo que es bueno, cuando hay tanto disponible?

      salu2 sala2

      Contesta a este comentario

Tus datos estarán seguros!Tu cuenta email y datos no serán publicados, ni compartidos con terceros.