Salmón Atlántico del Pantano de Alarcón (II): ¿Cómo y dónde pescarlo?

Salmón Atlántico del Pantano de Alarcón (II): ¿Cómo y dónde pescarlo?

Salmón Atlántico del Pantano de Alarcón (II): ¿Cómo y dónde pescarlo?

por 30 de septiembre de 2015 1 comment

No me extenderé en la descripción del “salmónido misterioso” objeto de éste y mi anterior artículo, ya que las fotos que acompañan al mismo serán suficientes para quienes, con más conocimientos que yo de biología, algo poco complicado, ciertamente, y más concretamente piscícola, sabrán esclarecer y  desentrañar el verdadero género y especie de este pez. Sólo apuntaré, como nota para dar mayor información a quienes pretendan averiguar el origen de este animal, que quienes han tenido la inmensa suerte de que les picara este salmón cuentan con asombro y admiración la fuerza y la enconada pelea que presentan estos valientes peces, y que una vez fuera del agua prosiguen con una lucha frenética en la que son innumerables y diminutas escamas las que pierde en tan fiera y pertinaz resistencia.

¿En qué época se pesca y dónde el Salmón Atlántico?

La primavera es cuando se pondrán a tiro de caña y cuando más capturas del “salmón alarconense” —llamémosle así— se producen. Zonas profundas y de piedras serán su lugar más querencioso, aunque las picadas se producirán tanto más cercanas al fondo como a medias agua.

salmon-atlantico-4

Mejores señuelos para la pesca del salmón atlántico del pantano de Alcorcon

No nos engañemos, pocos, aunque cada vez más ya que el premio en orden a satisfacción personal para un pescador deportivo es inmenso, dedican jornadas enteras en busca de este salmón, entre ellos mi amigo Julio, experto en la pesca de este pez, debido, primero, a que en contadas ocasiones en todo el año, como ya he apuntado, se muestra accesible, y segundo, y seguramente porque su población no es en absoluto muy abundante, por la dificultad de conseguir una picada, bautizándolo yo mismo en artículos anteriores, copiando o parafraseando la denominación del “muskie”, como “el pez de los 10.000 lances”, aunque muy probablemente este número sea en exceso optimista.

Pero, si nuestro objetivo es exclusivamente su pesca, las cucharillas del número 4 y 5 (la marca Mapso tiene una gran variedad de las mismas, siendo éstas una buena elección), sobre todo en colores plateados, serían los señuelos más apropiados, mostrándose los más efectivos y los que nos darán mejores resultados. Artificiales, sobre todo jerkbaits, serán otra buena opción, aunque, repito, si yo tuviera que ir en busca de este salmónido (cosa que ya he hecho, por cierto, aunque todavía no he alcanzado los 10.000 lances y, por tanto, no he tenido la inmensa fortuna de vérmelas con uno de estos peces, aunque he de recordar que la pesca es impredecible y que cualquier lance, incluso el primero, nos puede deparar la sorpresa de nuestra vida) lo haría con una caja con un buen surtido de cucharillas de las mencionadas anteriormente.

Capturas casuales

Lo cierto es que, y debido a la dificultad de la pesca de este pez singular, su captura se produce mayoritariamente de modo casual —aunque ya he dejado apuntado que son ya bastantes los pescadores que se dedican en exclusiva a su pesca en los meses propicios— sobre todo tentando a lance tanto a lucios como a luciopercas, siendo los peces artificiales los que más posibilidades tienen de sacar uno de estos bellos salmónidos.

Recientemente he recibido una foto de un compañero de pesca, Francisco Javier Cespedosa que me cuenta que esta primavera tentando a los mencionados depredadores (lucio y lucioperca), con twister o mogambos, sus compañeros y él mismo pudieron sacar varios de estos misteriosos habitantes de Alarcón, siendo uno de ellos el que aparece en la foto, el cual pesó 5,2 kilos y picó a una sandra roja y blanca, y devuelto al agua sano y salvo después de ser inmortalizado con la respectiva foto. Felicidades por tan excepcional captura.

Con pez vivo también tengo constancia de que se ha llegado a sacar alguno —hace años vi personalmente cómo con esta modalidad en el Pantano de Buendía se sacaba uno de estos majestuosos peces, calculo que sobre los 4 kilos, que acabó, este sí lamentablemente, seguramente entre fogones—, aunque esta pesca, al no considerarla muy deportiva, tendente más a hacerse con la “pieza” que a disfrutar de la picada, posterior lucha y ulterior suelta del pez, no la tengo muy en consideración y no he indagado sobre la misma.

salmon-alarcon-3

También, sobre todo en los años 80 y 90, cuando la abundancia del salmón era mayor seguramente, tengo testimonios fidedignos de que en muchos de los concursos de pesca de carpa que se celebraban en este embalse era raro el día que no se sacaba algún salmón (autobuses repletos de pescadores de todas las provincias limítrofes se daban cita en estas aguas de Alarcón ante la abundancia del ciprínido, cosa que hoy por hoy sería inviable, no porque no puedan venir a pescar, sino por la cada vez más difícil tarea de sacar carpas ante la radical disminución de este pez debido, en gran medida, a la sistemática matanza llevada a cabo año tras año con el mismo).

Por tanto, sea de la especie que sea, la existencia del salmón del Pantano de Alarcón es un hecho y os animo a que intentéis sacar uno de ellos, rogando al afortunado pescador que lo consiga que libere a tan único y formidable pez, y así lograr que esta especie, sea la que fuere, pueda subsistir y poblar en mayor abundancia este pantano, lo que siempre redundará en beneficio para el lugar y los verdaderos aficionados a la pesca.

De muestra os dejo también el vídeo de la suelta de uno de estos salmones de unos 4 kilos llevada a cabo por el compañero David Saiz, el feliz pescador que consiguió tal proeza con un Rapala Tail Dancer Deep, grabado, a su vez, por su hermano Juan Carlos, siendo este último quien me asegura que el salmón era una hembra cargada de huevas (estos peces se reproducen en el mismo pantano, no hay dudas) demostrando con este gesto lo que debe ser norma en un buen pescador deportivo: respeto máximo por los peces y el entorno. Enhorabuena.

Además, el Decreto-Ley de 2013 sobre Especies Exóticas  —que, en mi humilde opinión, tan poco beneficioso es para la pesca deportiva debido a que sólo condena al exterminio a las especies llamadas “exóticas” o “invasoras”, pero tampoco establece ninguna acción realmente concreta al efecto de salvaguardar las autóctonas— no tiene en consideración la existencia de este pez en estas aguas, ni tampoco la Orden de Vedas, por cierto, por lo que, si no existe tampoco puede engendrar ningún tipo de hecho punible, así que devolver al agua al salmón alarconense sería casi una obligación moral, como debería ser, por otra parte, con otras especies que “sí existen”; pero esto… es otro cantar.

“Salvemos al salmón de Alarcón”. Es algo nuestro y único

Más artículos interesantes

Alternativas para la pesca del Hucho Hucho en Europa
visitas 1.421
Aun quedan algunas semanas para que comience la pesca del Hucho Hucho o Salmón del Danubio en aguas salmantinas. He disfrutado de varias jornadas en V...
Cotodepezca comienza un análisis de los mejores ríos trucheros de España
visitas 406
Después de nuestra serie sobre los ríos salmoneros que tanto ha gustado a nuestros lectores, desde el próximo fin de semana empezaremos a analizar los...
La pesca cruzando la frontera de Francia
visitas 5.311
Esta pasada Semana Santa la cuadrilla decidimos pasarla en nuestro país vecino Francia, y como no elegiríamos un lugar para descansar a conciencia bie...
Salmón Atlántico del Pantano de Alarcón (I): ¿Es cierta la existencia de este salmón?
visitas 1.778
El título de este artículo seguramente choque un tanto. ¿Cómo es posible que un Salmón del Atlántico (Salmo salar) habite este pantano conquense tan a...

1 Comentario

Participa en la conversación
  1. Pedro
    #1 Pedro 1 octubre, 2015, 23:13

    Muy bueno el comentario del salmon alarconense un saludo PEDRO

    Contesta a este comentario

Tus datos estarán seguros!Tu cuenta email y datos no serán publicados, ni compartidos con terceros.