Pesca de jurelas en el calor del verano

Pesca de jurelas en el calor del verano

por 31 de Agosto de 2016 1 comment

El verano es uno de los mejores momentos para la pesca de jurelas en el mediterraneo. Con la llegada del buen tiempo a nuestro país y el consiguiente aumento de la temperatura en el agua de nuestros mares, a parecen cada vez de manera más frecuente aquellos peces propios de los meses cálidos que, a medida que el invierno va avanzando y las aguas se enfrían, se despiden de nosotros en busca de escenarios más cálidos y nos dejan un vacío importante que se traduce en jornadas más parcas en picadas debido a la ausencia de estas especies que vuelven, en un ciclo, a alegrarnos en primavera y verano.

Una de estas especies, sobre todo en el mar Mediterráneo, es la jurela o jurel blanco, un pariente del tradicional jurel o chicharro pero algo mayor y que aparece en nuestras costas en la primavera alegrando las jornadas de pesca con técnicas como el spinning hasta bien llegado el otoño.

Pesca de jurelas a spinning, una jauría de depredadores.

El principal atractivo que presenta la pesca de jurelas a spinning, es la abundancia de ejemplares que se pueden capturar en una misma jornada debido a que, este pez, forma parte de bancos bastante nutridos nadando y patrullando a pocos metros de la costa en busca de su principal alimento, que consiste principalmente en los alevines de otras especies como sardinas, alachas o boquerones. Por ese motivo, cuando se captura una jurela, es indicativo de que estamos en una buena zona y que, a poco que insistamos en nuestros lances, conseguiremos más picadas de estos voraces peces.

Pesca de jurelas en verano

Mejores momentos y lugares para la pesca de jurelas.

Sin duda, los mejores momentos para encontrar bancos de jurelas cerca de la costa serán las horas que comprenden el amanecer y el ocaso ya que, como buenos depredadores, utilizarán la ventaja que les otorgan estos periodos de entre luces, para acechar y atacar los bancos de alevines de los que se alimentan.

De todas maneras y aunque estos serán los mejores momentos, no quiere decir que no podamos encontrar jurelas hambrientas en el resto de las horas del día puesto que, si hay peces pasto cerca, habrán depredadores como las jurelas, dispuestas a atacar a cualquier señuelo que imite a estos pececillos. Para ello, el mejor indicativo que tendremos será, por un lado las pajareras de aves marinas que se encuentren dando cuenta de estos alevines y, por otro, si nos encontramos de noche, los grandes focos de luz que, por ejemplo en zonas portuarias, atraerán a estos bancos de peces pasto y, con ellos, a nuestras jurelas.

Los mejores escenarios a los que podremos acudir en busca de jurelas serán básicamente los siguientes:
Grandes desembocaduras de agua dulce, ya que en estos lugares, se ven verdaderas concentraciones de enormes bancos de pececillos debido al gran aporte alimenticio que aportan estas desembocaduras. Y, lógicamente, si hay presas habrán depredadores.

Puntas de espigones y pareces externas de los puertos donde las jurelas, como buen depredador, patrullará en busca de presas en mar abierto para, una vez localizadas, arrinconarlas contra estas zonas rocosas y poder dar buena cuenta de ellas.

Zonas portuarias, ya que en estos lugares, sobre todo en horas nocturnas o de poca luz, acudirán estos alevines para intentar tener un cobijo y las jurelas andarán a la zaga.

Los mejores señuelos y equipo para la pesca de jurelas

Dado el tamaño de las presas potenciales de las jurelas, los mejores señuelos serán las imitaciones de peces en tamaños muy reducidos, entre los 3 y 7 centímetros. Por lo tanto, tendremos que buscar señuelos muy livianos y que harán que tengamos que extremar la ligereza de nuestro equipo. Vinilos, angulones o raglous serán los mejores señuelos que podamos ofrecer a estos depredadores.

equipo para la pesca de jurelas

Para ello, nuestra caña, carrete e hilo tendrán que ser lo más livianos posible. Cañas ultrasensible, como las del utilizadas para pescar truchas con cucharilla, carretes ultra ligeros y cargados con hilo cuyo gramaje oscile ente el 0,16mm y los 0,22mm si es nylon o entre el 0,08 y el 0,15 mm si usamos trenzados serán los más indicados para, por un lado lanzar nuestros señuelos y, por otro, mantener una buena batalla con jurelas de buen tamaño.

Si no queremos afinar tanto nuestro equipo, otra opción será lanzar nuestros mini señuelos utilizando buldós o bombetas que nos permitirán realizar lances largos con los que transportar estas livianas imitaciones al punto donde estén cazando las jurelas.

Más artículos interesantes

Rock fishing ligero es sobre todo entretenido
visitas 1.216
Al hablar de la técnica del rock fishing ligero, quizás nos vienen a la mente las escenas tantas veces vistas en vídeos en las que pescadores embarcad...
El serrano o vaca serrana, el primo pobre de la lubina que salva jornadas de pesca
visitas 2.606
Cuando hablamos de los peces que integran la familia de los serránidos, todos los pescadores dibujamos de forma inmediata en nuestra mente la figura d...
Como pescar lubinas a lance ultraligero
visitas 1.714
Siempre he sido partidario de pescar deportivamente y eso significa no utilizar equipos sobredimensionados, e ir a pescar lubinas a lance ultraligero ...
Original versus copia: un dilema a la hora de comprar nuevos señuelos
visitas 63
A decir verdad, en el mercado de la pesca deportiva se mueve una enorme cantidad de señuelos, de ahí que sea conveniente mirar con lupa cuando tengamo...

1 Comentario

Participa en la conversación
  1. Aegir
    #1 Aegir 7 Septiembre, 2016, 17:53

    Buen artículo Carlos,amenamente explicado y muy interesante.Gracias.

    Contesta a este comentario

Tus datos estarán seguros!Tu cuenta email y datos no serán publicados, ni compartidos con terceros.