Cucharillas para trucha, tan efectivas como el primer día

Cucharillas para trucha, tan efectivas como el primer día

por 10 de octubre de 2014 0 comments

Actualmente la pesca de la trucha se ofrece a muchas modalidades. Aunque la pesca a cebo decae por variados motivos en buena parte de la Península, es la pesca con artificiales la que toma su relevo. Dejando a un lado la cola de rata, la pesca a spinning nos ofrece la posibilidad de buscar la trucha de manera más eficaz y dinámica.

mapso1 Con una ligerita caña de spinning podemos pescar a mosca con buldó, con vinilos, con minnows y con la archiconocida cucharilla. A día de hoy parece que su uso pierde el protagonismo por cierto sector de la afición. Los motivos son variados y trataremos de explicarlos y razonarlos, viendo además algunos modelos de cucharillas Mapso, que son de eficacia probada con estos salmónidos.

¿Siguen siendo tan efectivas como antaño?

No hay ninguna duda. Una cucharilla no solo imita al alimento habitual de la trucha. Podríamos decir que en cierto modo asemeja una ninfa que en una determinada fase busca la superficie del agua emitiendo algún tipo de destello. Sus reflejos también parecen los ladeos de un pececillo en apuros. Pero su movimiento giratorio incita a la trucha a atacarla viendo en ella a un intruso. Por todos estos motivos parece obvio, que por muchas cucharillas que una trucha haya visto en su vida, siempre pueda haber un momento en que pueda atacarla.

Pesca con cucharilla

Si además adecuamos el grosor de nuestro nilón a la situación o vamos cambiando modelos distintos de cucharilla, ya tendremos mucho ganado. Una efectiva cucharilla será atacada por una trucha de cualquier peso y talla. Cualquier zona de pesca con mucha presión nos llevará a estas conclusiones, ya que en un momento u otro siempre dan la cara algunos ejemplares, incluso tras haber pasado frente a ellas los engaños de otros aficionados. En la actualidad, así como sucede con otras especies, en el mercado encontramos infinidad de señuelos para su pesca, y a muchos pescadores les gusta utilizar variedad y probar cosas nuevas, dejando las cucharillas de lado, pensando erróneamente que son señuelos del pasado que ya no tienen cabida en nuestra caja de pesca. ¡Que gran error! Que nunca os falte una buena selección de cucharillas si vais tras la trucha fario, arco-iris o salvelinos, ya sea en un coto tradicional, intensivo o en los sin muerte permitidos.

En embalses, ríos y lagos

Su efectividad está más que comprobada sea cual sea el lugar de pesca. En los embalses que albergan buenas poblaciones trucheras y grandes ejemplares, una cucharilla de buen tamaño y peso apta para pescar en profundidad, nos dará muchas alegrías. En estos lugares podemos encontrar grandes truchas fario entradas en años y kilos o bonitas y peleonas arco-iris perfectamente adaptadas al medio.

Pesca con cucharilla Mapso

Para los ríos tenemos cucharillas de todos los tamaños y pesos aptas para lanzarlas en cualquier rincón donde pueda refugiarse una trucha. Sea un pequeño torrente de alta montaña o un río de llanura, no hay trucha que se resista a un hábil cucharillero. En los ibones de montaña deberemos afinar en cuanto a tamaños y ser sigilosos. Si todo lo hacemos bien, los resultados no tardan en llegar en forma de preciosas truchas autóctonas, merecedoras de una estupenda e inolvidable fotografía.

Cucharillas Mapso

En mi caja de pesca nunca faltan las clásicas Meeps y Celta. Pero hace ya muchos años que descubrí las cucharillas Mapso, de fabricación nacional y de enorme efectividad. Hoy día comercializadas por Lukris tenemos un amplio abanico de modelos aptos para cualquier especie, de río o mar. Tras varias salidas con las truchas hemos visto la eficacia de tres modelos en diferentes circunstancias. Pequeños torrentes de montaña, ibones y lagos represados. Los resultados han sido fabulosos, y los tres modelos serán fijos en nuestra caja de cucharillas. Los modelos Vlason, Cares y Sella.

mapso4

Vlason: este modelo emite vibraciones y sonidos específicos bajo el agua, atrayendo a las truchas, sobretodo pescando a más profundidad.

Cares: Su pala redondeada hace que su giro sea más amplio, llamando más la atención en determinados momentos y consta de una mosca en su anzuelo, aumentando así la efectividad cuando los peces está moscardeando en superficie.

Sella: Un cuerpo más aerodinámico, una bolita atractora y la pala que gira sobre su propio eje, hacen de esta cucharila un fantástico modelo que nos ha deparado capturas en variadas zonas de pesca, tanto zonas de ríos tumultuosos como en las aguas más paradas de un lago de alta montaña.

Ahora que la temporada “habitual” de pesca acaba, nos quedan los intensivos, algunos lagos de montaña y los grandes embalses donde lanzar nuestras cucharillas y seguir disfrutando todo el año con la pesca de la trucha.

 

Más artículos interesantes

Complementos en la cucharilla ¿Qué conseguimos con ellos?
visitas 480
Vinilos, plumas, incluso imitaciones de alas… cada día encontramos más complementos en la cucharilla más allá de las hojas simples. Igual que con la f...
La pesca con cucharilla en Otoño
visitas 1.179
Avanzamos noviembre y el frio y las largas noches van ganando la partida y con ello, cada día se va ralentizando el metabolismo de los peces y reducie...
Tres cucharillas para la pesca de Reo
visitas 2.146
Cerramos junio y en muchos de nuestros ríos ya se cuentan los días para acabar la temporada de especies como el salmón, la trucha y por supuesto el re...
Cinco cucharillas para cerrar la temporada de salmónidos con éxito
visitas 726
El cierre de temporada no es un momento sencillo para la pesca de truchas y reos a cucharilla. Se unen dos aspectos, truchas menos hambrientas y resav...

No hay comentarios todavía

Participa en la conversación

No hay comentarios.

Anímate y se tú el que comience los comentarios de este artículo.

Tus datos estarán seguros!Tu cuenta email y datos no serán publicados, ni compartidos con terceros.