¡A por lubinas con jerkbaits de vinilo!

¡A por lubinas con jerkbaits de vinilo!

por 21 de mayo de 2012 4 comments

El jerkbait de vinilo no es otra cosa que un señuelo, normalmente alargado o con forma de pez, que se maneja con la puntera de la caña, dando tironcitos para dotarlo de “vida”.

El jerkbait de vinilo

Los mejores jerkbaits son aquellos dotados de gran movilidad. No prestéis atención a que sus ojos y aletas sean realistas, algunos de los mejores jerks ni siquiera tienen ojos pintados.

Señuelo jerkbait de vinilo

Los colores para pescar lubinas con jerkbaits de vinilo

Si hay lubinas y están activas puede que nos proporcionen picadas gran variedad de colores en una misma jornada. Personalmente me inclino por los naturales, por los auténticos colores naturales, no por los que lo son a nuestros ojos.

El color sardina es muy popular y sin embargo las sardinas sólo se ponen a tiro de la lubina en primavera, cuando se acercan a la costa a desovar.

Otros colores, como el naranja, el rojo y el amarillo, los consideramos de fantasía. Craso error. Nuestros roquedos están poblados por peces multicolores como la maragota, la julia, la cabrilla o el pegarrocas. Todos ellos son, algunos sólo en su etapa de alevín, presa de nuestra querida lubina, así que no los despreciéis porque resultan realmente efectivos.

Colores Jerkbaits de vinilo

El correcto manejo del jerkbait

Jerking, twitching… sí, son dos términos que definen las maneras más comunes de mover este tipo de señuelos pero que confunden al principiante. Como eso es todo lo contrario de lo que pretendo desde estas líneas, los explicaré de forma sencilla.

El primero no es otra cosa que dar tirones largos con la puntera de la caña bastante baja, haciendo alguna pausa. El segundo anglicismo hace referencia a un manejo similar al descrito antes, pero más nervioso, con tironcitos cortos y rápidos, absolutamente letal si están por la labor de picar.

El escenario ideal  para lubinas con jerkbaits de vinilo

Podemos encontrar lubinas en puertos, playas y roquedos. En todos ellos podemos pescarlas con jerkbaits pero, si lanzamos a boleo, sin un referente, tendremos muchas posibilidades de regresar a casa sin haber tocado escama.

Busquemos aquellas rocas, embarcaciones, desniveles y otras estructuras donde el róbalo pueda acechar a sus víctimas, ya que así caza. Permanece oculta, cerca de las zonas donde abundan sus presas, y allí donde éstas se encuentren desprotegidas, o la turbidez del mar oculte sus mortales intenciones. Allí, junto a esa roca que sobresale, paralelo a los pilares de un puente o junto a las rocas del espigón (a veces dentro de ellas) acecha la loba en espera de que algún desvalido “cordero” se cruce en su camino. Por esos lugares haremos brincar a nuestro jerk con alegría.

Otro comportamiento común en este pez es el de pasearse por las paredes de los espigones esperando que un golpe de mar le regale una buena ración de marisco tirando al agua a algún desdichado cangrejo.

La lubina

Si pretendemos pescar lubinas comprando y probando miles de señuelos más vale que dispongamos de grandes reservas monetarias. Este sistema, propio de quien empieza, que acude al roquedo engatusado por la promesa de que tal o cual señuelo es mágico y le proporcionará lubinas por doquier, suele terminar en garrafal fracaso.

La observación del medio en que se desenvuelve la lubina es fundamental para pescarla con éxito. Debemos acudir al pesquil sin caña, en marea baja, y preguntarnos: ¿qué come nuestra lubina? ¿Cómo son los peces que viven en la zona? ¿Cuál es su forma de moverse y por dónde lo hacen?

Pesca de lubinas con jerkbait de vinilo

Imitando su comportamiento pescaremos, quizás no el primer día, puede que tampoco el segundo, pero poco a poco se irá desarrollando en nosotros un instinto de pescador que nos dirá, de forma casi intuitiva, qué debemos hacer en cada momento.

[quote]¿Alguno de vosotros no utiliza jerckbaits de vinilo? ¿Por que no?[/quote]

Más artículos interesantes

Cinco grandes minnows para lubina y anjova
visitas 1.427
Con la temporada ya avanzando, muchas son las especies depredadoras que están activas, desde los grandes atunes y bacoretas, a la lubina y los carángi...
Los 10 mejores señuelos para pescar en invierno
visitas 17.301
Estamos metidos de lleno en el invierno, la estación quizás más incómoda (meteorológicamente hablando) para el pescador de spinning, pero siguen habie...
Señuelos en forma de pez, buscando la perfección
visitas 813
Como bien sabréis, a menudo es difícil hacer una elección coherente llegado el momento de renovar los señuelos de nuestras cajas, merced al amplio ele...
Molix T-Jerk, la muerte de un gran señuelo para la lubina
visitas 743
Lamentablemente,  la marca Molix ha decidido terminar el ciclo de vida del señuelo T-Jerk. Ya ha dejado de fabricarlo pasando éste a un estado comúnme...

4 Comentarios

Participa en la conversación
  1. Víctor Bocos
    #1 Víctor Bocos 24 mayo, 2012, 09:06

    Muy buen artículo Juan.
    Los vinilos se encuentran entre mis artificiales favoritos para tentar a la lubina y marcan siempre la diferencia.
    Saludos

    Contesta a este comentario
  2. Toni Martínez
    #2 Toni Martínez 22 mayo, 2012, 10:34

    unos señuelos y una técnica pensada para el Bass pero que a lo largo de los años se ha mostrado infalible con las lubinas.Una pesca divertida y eficaz.Muy buen artículo Juan!!!!!

    Contesta a este comentario
    • Juan Urrutia
      Juan Urrutia 23 mayo, 2012, 12:10

      Gracias Toni. Es una pesca divertidísima, y con equipos ligeros una gozada. Cuando nada funciona o en sitios súper presionados no hay nada mejor. Saludos.

      Contesta a este comentario

Tus datos estarán seguros!Tu cuenta email y datos no serán publicados, ni compartidos con terceros.